Apple ha asegurado que repatriará cientos de miles de millones de dólares de otros países a Estados Unidos, pagará alrededor de 38.000 millones de dólares en impuestos sobre ese dinero y gastará decenas de miles de millones en empleos, fabricación y centros de datos en territorio estadounidense en los próximos años.

 

El fabricante del iPhone planea gastos de capital de 30.000 millones de dólares en EE.UU. durante cinco años y creará 20.000 nuevos empleos en sitios existentes y un nuevo campus que pretende abrir, dijo en una declaración el miércoles la compañía con sede en Cupertino, California. Las acciones de Apple subían alrededor de 1 por ciento a 178,32 dólares a las 2:51 pm en Nueva York.

“Estamos enfocando nuestras inversiones en áreas en las que podemos tener un impacto directo en la creación de empleo y la preparación laboral”, dijo el presidente ejecutivo Tim Cook en el comunicado, que aludía a planes no especificados por la empresa para acelerar los programas de educación.

En la reforma tributaria aprobada en diciembre, la más extensa desde 1986, el Congreso descartó el sistema tributario internacional previo para las corporaciones, un arreglo inusual que permitía a las compañías diferir los impuestos a la renta estadounidenses sobre las ganancias extranjeras hasta que devolvieran los ingresos a Estados Unidos. La provisión para el aplazamiento llevó a las compañías estadounidenses a acumular un estimado de 3,1 billones (millones de millones) de dólares en el exterior.

Al cambiar a un nuevo sistema diseñado para enfocarse en la actividad económica interna, el Congreso también impuso un gravamen de dos niveles sobre ese ingreso extranjero acumulado: el efectivo será gravado al 15,5 por ciento y los activos menos líquidos al 8 por ciento. Las empresas pueden pagar en un periodo de ocho años.

Apple tiene la reserva en efectivo más alta fuera de EE.UU. entre las empresas del país norteamericano, con alrededor de 252.000 millones de dólares a fines de septiembre, el trimestre fiscal reportado más recientemente. La tasa impositiva indica que Apple probablemente repatriará la mayoría de su efectivo en el extranjero, dejando solo una pequeña porción para inversiones internacionales como tiendas minoristas.

Síguenos