The current Bet365 opening offer for new customers is market-leading bet365 mobile app You can get a free bet right now when you open an account.

¿Se han puesto de acuerdo Putin y Trump para envenenar a Hillary Clinton?

¿Se han puesto de acuerdo Putin y Trump para envenenar a Hillary Clinton?

El patólogo forense que descubrió una enfermedad degenerativa que afecta a los jugadores de la NFL sugiere que la candidata republicana está siendo envenenada y apunta a Putin o Trump.

Muchos lectores recordarán a Dexter, la serie norteamericana que nos relataba la historia de un forense especializado en análisis de salpicaduras de sangre en el Departamento de Policía de Miami que al terminar su turno se dedicaba a buscar criminales que habían conseguido eludir la justicia para asesinarlos... aunque de vez en cuando se llevaba por delante a algún que otro inocente.

Pues bien, con las historias del presidente ruso, Vladimir Putin, podría hacerse una serie similar que capítulo a capítulo nos fuese contando todos sus asesinatos y crímenes varios en serie. En el que se estrenaría hoy, un reconocido patólogo forense identifica el desmayo de una candidata a la presidencia de Estados Unidos con un caso clarísimo de intento de envenenamiento y, tras una profunda investigación, que por supuesto no incluye ninguna prueba, llega a la conclusión de que detrás de semejante fechoría está "la mano negra del Kremlin" o, en su defecto, el otro candidato a la Casa Blanca... O los dos... todavía no lo sabemos. 

Desafortunadamente, esta historia no es ficticia, aunque lo parezca. Bennet Omalu, el patólogo forense que identificó una enfermedad degenerativa que afecta exclusivamente a los jugadores de fútbol americano - conocida como traumatismo craneoencefálico crónico -, ha aconsejado en su cuenta oficial de Twitter que la candidata a la presidencia de Estados Unidos, Hillary Clinton, se someta a un análisis de sangre toxicológico. "Es posible que esté siendo envenenada", explica. 

Pero Omalu va todavía más allá en sus mensajes, y en un tuit posterior señala a los posibles autores: "Desconfío de Putin y Trump. Con esos dos cualquier cosa es posible".

El patólogo forense que descubrió una enfermedad degenerativa que afecta a los jugadores de la NFL sugiere que la candidata republicana está siendo envenenada y apunta a Putin o Trump.

Muchos lectores recordarán a Dexter, la serie norteamericana que nos relataba la historia de un forense especializado en análisis de salpicaduras de sangre en el Departamento de Policía de Miami que al terminar su turno se dedicaba a buscar criminales que habían conseguido eludir la justicia para asesinarlos... aunque de vez en cuando se llevaba por delante a algún que otro inocente.

Pues bien, con las historias del presidente ruso, Vladimir Putin, podría hacerse una serie similar que capítulo a capítulo nos fuese contando todos sus asesinatos y crímenes varios en serie. En el que se estrenaría hoy, un reconocido patólogo forense identifica el desmayo de una candidata a la presidencia de Estados Unidos con un caso clarísimo de intento de envenenamiento y, tras una profunda investigación, que por supuesto no incluye ninguna prueba, llega a la conclusión de que detrás de semejante fechoría está "la mano negra del Kremlin" o, en su defecto, el otro candidato a la Casa Blanca... O los dos... todavía no lo sabemos. 

Desafortunadamente, esta historia no es ficticia, aunque lo parezca. Bennet Omalu, el patólogo forense que identificó una enfermedad degenerativa que afecta exclusivamente a los jugadores de fútbol americano - conocida como traumatismo craneoencefálico crónico -, ha aconsejado en su cuenta oficial de Twitter que la candidata a la presidencia de Estados Unidos, Hillary Clinton, se someta a un análisis de sangre toxicológico. "Es posible que esté siendo envenenada", explica. 

La "mano negra" del Kremlin

 

No es la primera vez que acusan al dirigente ruso de algún tipo de envenenamiento, intento de asesinato, crimen o desastre no natural. El pasado mes de febrero, el periódico británico 'Daily Mail' titulaba "la desaparición del MH370 y el derribo del MH17 fueron planeados por Vladimir Putin, según un experto en aviación". 

El artículo se basaba en una investigación del portal Bellingcat, que incapaz de demostrar tales acusaciones recurría constantemente a palabras como "creemos que proporcionó", "posiblemente operó", "no hay pruebas directas", "es lo más probable" o "es casi cierto".

Por ello, el foro del periódico británico se llenó de comentarios sarcásticos: "Seguro que Putin sabe donde está Elvis Presley", "Putin es el responsable del calentamiento global y el escándalo del desnudo de Britney Spears" o "Es el responsable de la extinción de los dinosaurios y otras especies".

Todos estos casos pueden resultarles graciosos, pero reflejan una tendencia que cada día cobra más fuerza: la de acusar a Rusia de todos los males de la humanidad.