21.9 C
Tegucigalpa

Honduras: Más de 11 mil hectáreas de bosque consumidas y 300 fuentes de agua destruidas por incendios

Lo más reciente

Tegucigalpa – Antes de 2050 Honduras estaría convertido en un desierto. En este momento, el país tiene 69 incendios forestales activos. Se trata de una “gran emergencia que exige grandes soluciones”.

Y es que más de 11 mil hectáreas han sido dañadas por los incendios forestales y un número superior a 300 fuentes de agua se perdieron en los últimos años.

Honduras tiene un déficit de abastecimiento estimado en 300 millones de litros diarios de agua, los pozos casi han agotado su reserva y los embalses tienen una lectura que nada más cubre la mitad de la demanda.

Figura entre los países con más graves problemas por la escasez del vital líquido, en relación con sus vecinos del área donde es observado con alarma el reducido potencial para la prestación del servicio.

Problemática en la región

Guatemala tiene una capacidad de producción de 97 mil millones de metros cúbicos al año, pero -debido a la falta de manejo- sólo puede ser aprovechado en un 25 por ciento.

Los expertos de aquel país dicen que es necesaria la elaboración de un plan y de una política sobre la gestión del agua y del cambio climático, aunque la preocupación aumenta por el acelerado y desordenado crecimiento de las urbes.

En El Salvador, la crisis está reflejada en el acceso restringido al agua en varios niveles, un fenómeno que afecta a una cuarta parte de la población que es de 6.5 millones.

Se considera que el cambio climático, ligado con una crítica gestión del agua, tiene efectos peligrosos en un país como El Salvador, donde casi una cuarta parte de la población de las áreas rurales no tienen acceso al agua corriente

Es similar la situación en Nicaragua. Las intensas sequías y los problemas en varios sistemas de acueductos y alcantarillados mantienen sin servicio a entre 70 mil y 80 mil familias.

Además de no contar con el suministro de agua para consumo humano, los habitantes de las zonas más afectadas de Nicaragua también enfrentan un deterioro de la seguridad alimentaria por los erráticos regímenes de lluvia.

En Costa Rica, la falta de agua en algunas comunidades se debe, en parte, a que el 50 por ciento del recurso existente se desperdicia, lo que dificulta la distribución en época de sequía.

Desde hace un par de años, en la propia capital josefina los barrios y colonias sufren un riguroso racionamiento impuesto para efectos de controlar la entrega del servicio.

Los pronósticos aterradores acerca de la extinción del agua se están cumpliendo. Queda llevar a efecto una intervención conjunta, planificada y estratégica para obtener un mejor aprovechamiento del recurso y menguar los efectos de los prolongados períodos de sequía, en contraste con las cortas temporadas de lluvia.

spot_img

spot_img
Dale play a Retro Radio

Destacados

Tegucigalpa bajo Alerta Verde por 72 horas ante riesgo de inundaciones y deslizamientos

Tegucigalpa - La Alcaldía Municipal del Distrito Central (AMDC) ha activado una Alerta Verde en Tegucigalpa, vigente por 72...

Noticias relacionados