21.9 C
Tegucigalpa

Cataluña se prepara para más restricciones de agua por sequía histórica

Lo más reciente

Barcelona y la zona circundante en Cataluña, en el nordeste de España, se preparaban para más restricciones de agua por una sequía histórica que ha llevado los embalses a mínimos récord.

Por AP

Se esperaba que las autoridades catalanas declarasen una emergencia por sequía el jueves en una zona donde viven 6 millones de personas, después de que las reservas de agua cayeran por debajo del umbral del 16% marcado para aplicar una nueva ronda de medidas de ahorro de agua.

“Los embalses están por debajo de 16%”, indicó el miércoles Laura Vilagrà, miembro del gobierno catalán, a la emisora de radio española RNE. “La situación es muy crítica en Barcelona y la parte de Girona, en este sentido tenemos que tomar medidas más contundentes”.

La declaración de emergencia reduciría la cantidad de agua permitida para fines residenciales y municipales, de 210 a 200 litros (de 55 a 53 galones) por persona. La agricultura y la industria también sufrirían recortes. La agencia catalana de agua señaló que el residente medio utiliza 116 litros (30 galones) por día en casa.

La emergencia reduciría el agua para irrigación de cosechas en un 80%, para animales de cría en un 50% y para la industria en un 25%.

La zona afectada por la emergencia se encuentra en el norte de Cataluña, hasta la frontera con Francia. El sur de la región, menos poblado, recibe agua del río Ebro y está en mejores condiciones. También el sur de España sufre condiciones de sequía.

Cataluña ha registrado unas precipitaciones por debajo de la media durante 40 meses consecutivos. Los expertos dicen que el cambio climático impulsa la sequía y que se espera que toda la región del Mediterráneo se caliente más deprisa que otras partes del mundo durante los próximos años.

Annelies Broekman, especialista de gerencia del agua para el instituto CREAF de Barcelona, dijo a The Associated Press que las sequías son naturales en el patrón climático del Mediterráneo, y que lo dramático son las proyecciones del cambio climático. Lo que estamos viendo, añadió, es un aumento en la intensidad y la frecuencia de las sequías.

Broekman notó que hay una importante diferencia entre el período extraordinariamente intenso que está ahora experimentando el noreste de España y la última sequía grave que sufrió Cataluña, en 2008, cuando se usaron barcos para transportar agua a Barcelona.

Broekman dijo que en 2008, a veces llovía en algunas partes así que había algo de alivio, pero que esta vez la zona está muy por debajo del patrón normal por un largo período de tiempo.

Cataluña ha tenido restricciones temporales de agua por varios meses que se han endurecido a medida que bajan las reservas. Se mantienen las prohibiciones a regar jardines, llenar piscinas o lavar autos. Se le ha prohibido a las municipalidades usar agua potable para lavar calles.

Los próximos pasos involucran no llenar las piscinas públicas, y permitir el relleno de las albercas interiores privadas solo si se ahorra una cantidad igual de agua por otros métodos, como no usar duchas.

Cataluña ha podido eludir medidas más draconianas hasta ahora gracias a la desalinización y sistemas de regeneración que actualmente producen un 55% de toda el agua usada en la región. Las autoridades españolas están invirtiendo millones de euros (dólares) para ampliar o construir nuevas plantas de desalinización en zonas costeras más afectadas por las sequías.

Tanto Cataluña como Andalucía en el sur, sin embargo, se están preparando para importar agua por botes si eso se hace necesario este verano, opciones costosas que, las autoridades reconocen, tendrán solo un impacto limitado.

spot_img

spot_img
Dale play a Retro Radio

Destacados

Colapso de iglesia reactiva temores por falla geológica en colonia Guillén

Tegucigalpa - La noche del lunes se registró el derrumbe de la Iglesia María de la Paz en la...

Noticias relacionados